Saltear al contenido principal
El Sistema Robótico Da Vinci

Robot Da Vinci, la referencia en cirugía robótica

El Robot da Vinci es un robot “esclavo” (no autónomo) que replica de manera precisa, estable y sin temblores los movimientos del cirujano durante la intervención quirúrgica, facilitándole una visión ampliada y nítida del interior de la paciente y proporcionándole una mayor seguridad para tratar áreas anatómicas de difícil acceso.

El Robot da Vinci nació en Silicon Valley (EE.UU) y fue diseñado, desarrollado y comercializado por la empresa Intuitive Surgical Inc a partir de 1999. En 2014 salió al mercado la cuarta generación del sistema, el da Vinci Xi (IS4000), la versión más reciente del sistema robótico.

El Robot da Vinci está compuesto por una consola o monitor, un carro con extremidades robóticas, un sistema de observación dotado de una visión 3D de alta definición y la instrumentación EndoWrist, instrumentos quirúrgicos con un diámetro de 8-12 mm capaces de realizar un movimiento de casi 360° sobre 7 ejes, adaptados para ser colocados en las extremidades de los brazos robóticos.

Durante la intervención, el cirujano controla una cámara introducida por una milimétrica incisión en el abdomen de la paciente y, por medio de los brazos robóticos y unas pinzas articuladas, el robot va trasladando en tiempo real y con total fidelidad y precisión los movimientos de la mano del cirujano.

BENEFICIOS APORTADOS POR EL ROBOT DA VINCI

La cirugía robótica ginecológica (una cirugía especialmente adecuada para llevar a cabo intervenciones quirúrgicas de alta complejidad) es una cirugía laparoscópica mínimamente invasiva asistida por un robot que recibe órdenes en tiempo real y realiza los movimientos de la mano del cirujano.

Los beneficios de la utilización del sistema robótico da Vinci son numerosos, siempre y cuando la intervención sea llevada a cabo por profesionales médicos altamente especializados y con experiencia.

El Robot da Vinci:

  • Permite una visión tridimensional y hasta 10 veces aumentada del campo operatorio.
  • Evita los temblores naturales de la mano y permite al cirujano ganar en precisión.
  • Las incisiones son milimétricas y las cicatrices casi inexistentes.
  • El sangrado es mínimo
  • Se reduce el riesgo de infecciones postoperatorias.
  • Es más breve la estancia hospitalaria.
  • Es más rápida la recuperación postoperatoria.
  • Es más fácil el retorno a las actividades cotidianas.

APLICACIONES DEL ROBOT DA VINCI

Todas las cirugías laparoscópicas ginecológicas pueden llevarse a cabo tanto por cirugía convencional como por cirugía robótica, pero el sistema robótico puede ser especialmente indicado como apoyo para la realización de  intervenciones quirúrgicas de mayor complejidad en las que es esencial asegurar la máxima seguridad y precisión.

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
PEDIR CITA