Saltear al contenido principal
Tratamientos De Fertilidad

Tratamientos de fertilidad

Muchas parejas tienen problemas de infertilidad debido especialmente a la edad en la que deciden buscar el embarazo. Por ello, actualmente más de 100.000 españolas recurren anualmente a tratamientos médicos de reproducción asistida.

La reproducción asistida es una serie de tratamientos médicos, como la Inseminación Artificial o la Fecundación in Vitro, cuyo objetivo es conseguir el embarazo cuando hay problemas de fertilidad femeninos o masculinos, en  mujeres que desean vivir la maternidad de forma individual o en parejas de mujeres.

En Women’s Carmona Dexeus evaluamos a nuestras pacientes, les proporcionamos toda la información y juntos elegimos una u otra opción, Inseminación Artificial o Fecundación In Vitro (FIV), según sean las características de la pareja y el tratamiento más recomendable para conseguir el embarazo.

¿En qué consiste la Inseminación Artificial?

La inseminación artificial es una técnica de fertilidad muy sencilla y rápida, indicada en mujeres jóvenes con una buena reserva ovárica y con un tiempo de esterilidad corto de un año o un año y medio.

  • Empezamos con un tratamiento hormonal de estimulación ovárica bajo un control médico riguroso.
  • A continuación, para facilitar el embarazo, durante el periodo ovulatorio depositamos los espermatozoides seleccionados en el interior del útero de la mujer.

De esta manera, disminuimos la distancia entre óvulo y espermatozoide, facilitamos la fecundación y, por tanto, aumentamos las posibilidades de conseguir el embarazo.

La inseminación es un proceso que realizamos en la consulta ginecológica, es indoloro (similar a una revisión ginecológica) y, tras 15 minutos de reposo, nuestra paciente abandona el centro y, si lo desea, puede hacer vida normal.

Dos semanas después de la inseminación, realizamos la prueba de embarazo mediante un análisis de sangre o de orina.

¿En qué consiste la Fecundación in vitro (FIV)?

La Fecundación in Vitro, principal tratamiento cuando otras técnicas de reproducción asistida no han tenido éxito, consiste en unir en el laboratorio el óvulo con los espermatozoides, y transferir el embrión seleccionado al útero materno.

Las fases de la fecundación in vitro son las siguientes:

  • Realizamos una estimulación hormonal del ovario para obtener más ovocitos de buena calidad.
  • En el quirófano, bajo sedación, obtenemos los ovocitos mediante una aguja muy fina guiada por ecografía transvaginal. Tras una o dos horas en reposo, nuestra paciente puede volver a su domicilio y, al día siguiente, continuar con su vida habitual.
  • Al cabo de 4 a 6 horas, en el laboratorio procedemos a la inseminación de los óvulos seleccionados.
  • Entre 3 y 5 días después, el embrión seleccionado es transferido al útero materno por vía vaginal en un proceso que dura pocos minutos y no requiere sedación.
  • Una semana después, nuestra psicóloga realiza una llamada telefónica para hablar sobre pautas de relajación.
  • A las 2 semanas, la paciente realiza un test para conocer si se ha logrado el embarazo.

Es muy importante resaltar que se consiga o no el embarazo en esta primera ocasión, los embriones restantes no utilizados son vitrificados (conservados a – 196º) para que, si lo desea la pareja, puedan ser transferidos en un ciclo posterior o en un futuro, tiempo después, cuando deseen utilizarlos para una nueva gestación.

Pide cita con nuestro equipo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Close search
Buscar
PEDIR CITA